jueves, 18 de noviembre de 2004

eTwinning es un proyecto de la Comisión Europea que se integra en el programa eLearning y que pretende promover el hermanamiento entre las escuelas en Europa aprovechando las posibilidades que ofrecen las TIC para colaborar y obtener beneficios pedagógicos, sociales y culturales.

Como bien se comenta en el sitio web del proyecto "el mayor activo de la acción eTwinning es el compromiso personal y la valiosa experiencia de los profesores y centros participantes. Estableciendo redes y aprendiendo unos de otros contribuyen al desarrollo cultural y social de la Europa del siglo XXI".

La educación primaria, secundaria y universitaria y la Formación Profesional necesitan un replanteamiento global. Y además incorporar las TIC como herramientas generadoras de valor para el profesorado y el alumnado, no como aparatos "extraños" con los que no están familiarizados. Ahora el mayor enemigo del profesorado ya no se llama "chuleta" sino "google" y "copy-paste" (para hacerse un trabajito en diez minutos copiando y pegando textos).

Y a pesar de todos los cambios y revoluciones tecnológicas de los últimos años, el papel de los docentes (esas personas tan importantes en nuestras vidas, a quienes debemos mucho de lo que somos -o no pudimos llegar a ser-) es vital. Tienen que ser capaces de enseñar a pensar, motivar y estimular en el alumnado el interés por descubrir, cuestionarse el mundo y tener sus propios argumentos (a partir de la lectura de bibliografía y de la enciclopedia universal de Internet). En fin, volver a la mayéutica de Sócrates.

Ésta y otras iniciativas "e" me parecen maravillosas. Pero la mayor transformación tiene que realizarse en las personas. Y aunque el profesorado incorpore en su proceso pedagógico las TIC y todos los alumnos tengan un portatil y conexión ADSL, no es suficiente para adaptar la educación y formación a las necesidades sociales y económicas actuales en un mundo complejo en constante cambio.

Se siguen enseñando conceptos de forma memorística y contenidos desfasados poco útiles para el día a día. Cuesta más enseñar o capacitar en destrezas y habilidades: capacidad de adaptación a los cambios, trabajo en equipo, resolución de problemas y conflictos, hablar en público, ser creativo e innovador, etc...

El fracaso escolar, el malestar generalizado del profesorado, la complejidad y conflictividad en los centros escolares (debido a múltiples factores, entre ellos la pérdida de valores como el respeto, la autoridad o la responsabilidad en las aulas y el entorno familiar) no pueden solucionarse con portales en Internet.

Será más bien necesario redefinir y adecuar la política educativa entre la Administración, asociaciones de alumnos y de padres, profesorado, empresas y el conjunto de la sociedad para afrontar problemas nuevos que van apareciendo y solucionar los viejos problemas que siempre se dejan de lado por su complejidad. Hacer un portal educativo es más sencillo que repensar el papel de la educación en los próximos años. Esperemos que estos portales sean motores que impulsen la reflexión, el intercambio de ideas y de proyectos... y no desaparezcan porque nadie vea su utilidad real y no se generan contenidos.

2 comentarios:

Gregorio Toga dijo...

...capacidad de adaptación a los cambios, trabajo en equipo, resolución de problemas y conflictos, hablar en público, ser creativo e innovador, etc...

Parte del problema podria vebir por la forma de seleccion del profesorado... ¿se valoran esas actitudes-aptitudes en los procesos de seleccion?

¿Se puede transmitir algo que no se tiene?

Daniel dijo...

Hola, he descubierto tu interesante blog gracias a e-cuaderno.com. Aprovecho para comentar algo respecto a este post. Tengo bastantes amigos maestros y viven con pánico la incorporación de la tecnología a sus tareas docentes. El copy-paste y google no deberían ser el sustitutivo de las chuletas como enemigo del profesor, sino herramientas de trabajo básicas de los estudiantes (y de los docentes). Felicidades por este blog. Lo seguiremos desde ahorita. Un saludo desde Canarias. Daniel Bellón (http://islasenlared.blogspot.com)